Alimentación de los gatos Ayudar a los gatos Cuidado del gato Enfermedades y salud

Cuidados del gato recién nacido huérfano

04/10/2017
Cuidados del gatito recién nacido huérfano | Foto: pexels.com Pixabay

¿Qué debes hacer si te encuentras a un gatito huérfano? ¿Qué cuidados necesita? ¿Cómo alimentarlo? Sigue estos consejos para conseguir que el gatito sobreviva sano y salvo.

Lo ideal para un gatito recién nacido es criarse con su madre, por lo que siempre que sea posible debemos facilitar que sea así.

Existen situaciones en las que la gata no se puede responsabilizar de su camada, por ejemplo cuando la mamá ha fallecido. En esos casos será muy importante nuestra actuación.

Si te encuentras una camada o un gatito recién nacido, lo primero que debes asegurarte es de que la madre no está cerca. Incluso sería recomendable esperar un buen rato a ver si vuelve.

Siempre que sea posible no se debe separar al gatito de su madre | Foto: pexels.com umit ozbekSi realmente ese gatito está solo, se debería valorar qué edad aproximada tiene. Un indicador de que el gatito es pequeño es que tenga los ojos cerrados aún (los suelen abrir a los 7-14 días de haber nacido).

El primer mes de vida de un gatito es fundamental y, sin su madre, el minino puede ser muy vulnerable, por lo que te recomendamos que sigas los siguientes consejos para su cuidado.

Valorar la salud del gatito y darle calor

Si te encuentras a la camada o al gatito en la calle, lo primero es valorar su estado de salud. Para ello sería interesante acudir a un veterinario que te aconseje cómo proceder.

Tanto de camino al veterinario como luego en casa es vital mantener al gatito en una temperatura adecuada. Como nos ocurre a nosotros, los gatos al nacer aún no son capaces de regular su temperatura corporal. Esa tarea la lleva a cabo la madre y, en este caso, nosotros debemos ofrecerles lo mismo que su mamá haría. Hasta que podamos dejarlos en un lugar adecuado en casa, podemos llevarlo en brazos, arropándolo y brindándole nuestro calor corporal.

Un espacio cálido y seguro

Cuando lleguemos a casa es importante ofrecer al gatito un espacio en el que esté bien, manteniendo la temperatura que necesita. Para hacerlo puedes utilizar una caja, un cesto o algo de este estilo que, a poder ser, esté en un sitio tranquilo de la casa (por ejemplo en una habitación o en el baño) pero desde donde lo puedas vigilar.

Para mantener la temperatura adecuada puedes ayudarte de toallas y usar botellas de agua caliente o una esterilla eléctrica. Protege estos elementos de manera que sean cómodos, que emitan calor pero que no estén directamente en contacto con el gatito para no quemarlo (por ejemplo envolviéndolos con las toallas).

Alimentación del gatito recién nacido

Como mamífero que es, el mejor alimento que puede recibir un gato recién nacido es la leche materna. Si existiera la posibilidad, sería interesante contar con alguna gata nodriza que haya parido y esté dispuesta a alimentar al gatito huérfano. Pero esto suele ser complicado, además de que para hacerlo hay que valorar la salud tanto de la gata mamá como del gatito.

En realidad, lo más frecuente en estos casos es ofrecer leche de fórmula especial para gatitos, también llamada leche artificial maternizada . Esta leche especial se compra en tiendas especializadas, clínicas veterinarias o farmacias.

Lo importante es NO dar leche de vaca o productos lácteos de consumo humano, ya que su estómago no está preparado para ello y podría llevar a la deshidratación y a la muerte del minino.

Hasta no disponer de esta leche especial se puede administrar agua tibia con un gotero, para evitar que se deshidraten, pero lo ideal es empezar con la leche de fórmula lo antes posible.

Cómo administrar la leche de fórmula al gatito

La posición del biberón para dar leche artificial al gato es muy importante | Foto: petsbest.comSigue estos consejos para hacerlo correctamente:

  • La leche debe estar a temperatura corporal, como si saliera de la gata mamá, es decir que esté tibia
  • La frecuencia de tomas debe ser cada 2 horas aproximadamente (las 2 primeras semanas de vida, también durante la noche) e ir espaciándolas a cada 3-4 horas aproximadamente
  • El biberón debe simular el pecho de la gata madre, así que quedará en diagonal y el gatito en posición horizontal. Es decir, el minino estaría bocabajo y el biberón ligeramente inclinado desde arriba
  • Hay que vigilar que no le entre mucho aire cuando succiona, y que el agujero de la tetina sea adecuado para que salga una cantidad razonable de leche (ni mucha, ni poca). Si el agujero es muy pequeño se podría cortar un poquito para agrandarlo, y se puede ir presionando la tetina para que salga más o menos cantidad

Los gatitos suelen amasar con sus patas delanteras cuando están amamantando para facilitar la salida de la leche. De hecho, el reflejo de amasar lo suelen conservar toda su vida. Para simular esta escena podemos dejar que el gatito amase la tetina, o poner nuestra mano o una mantita o toalla frente a sus patitas.

Cuando el gatito ya deja de succionar y se queda dormidito es que ya está saciado. Es recomendable hacerle sacar el aire mediante un eructo (como hacemos con los bebés, con pequeños toques en la espalda mientras los apoyamos en nuestro hombro).

Una vez ya haya acabado de comer hay que volver a colocarlo en el refugio calentito que le tenemos preparado, para que mantenga la temperatura adecuada.

Cambio de leche a comida sólida

Si bien existen distintos tipos de dietas, como la dieta BARF, lo más frecuente es la combinación de pienso y comida húmeda.

En caso de optar por esta dieta, lo aconsejable es que cuando el gatito se acerque al mes de vida se empiece a ofrecer una especie de papilla de pienso para gatitos triturado con agua, e ir alternando con los biberones. También se puede probar con latas de comida húmeda específica para gatitos.

Poco a poco se ofrecerá con más frecuencia el pienso y las latas, y con menos la leche de fórmula, hasta que el minino ya se alimente como un gato joven.

Higiene en gatito recién nacido

La mamá gata estimula a los gatitos con su lengua para que defequen y orinen. Para simularlo, varias veces al día debemos estimular al minino con una toallita húmeda o un trapito humedecido en agua tibia.

La forma de hacerlo sería masajeando la tripita, el ano y los genitales, suavemente durante unos minutos, hasta que el gatito haga caca y/o pipí. Estos ejercicios se pueden hacer después de cada toma, pasado una media horita.

Para evitar accidentes se puede colocar al gato sobre una toalla o trapos, aunque lo más recomendable es hacerlo sobre un arenero limpio, para que se vaya habituando.

Si se observa que el gato no está haciendo sus necesidades durante unas 24-48 horas es necesario acudir de inmediato al veterinario.

El gatito no puede regular su temperatura solo | Foto: pexels.com Cristian LoayzaManipulación de un gatito huérfano

Además de los consejos antes mencionados, los gatitos pequeños son vulnerables, por lo que se debe tener precaución a la hora de cogerlos y tocarlos.

Cualquier medida de higiene será imprescindible: lavar las manos de forma frecuente antes de tocar al gatito, usar material limpio (idealmente esterilizado) y exclusivo para el minino, alejarlo de otros animales y de lugares peligrosos, etc.

También es importante no estar cogiéndolo todo el rato, además de que podemos hacerle daño, hay que mantenerlo en el lugar habilitado para garantizar la temperatura que necesida.

Por último, cabe decir que cuidar a un gatito tan pequeño es complicado, ya que en muchas ocasiones no sobreviven a este primer período de vida sin su madre. No te sientas mal si este es tu caso, y si finalmente el gato sí ha podido sobrevivir sano, siéntete feliz de haber contribuido a ello.

3 comentarios

  • Reply ANA ISABEL RAMIREZ FERNANDEZ 13/10/2017 at 12:15

    Encontre mi gatita enel motor de un coche. Y era recien nacida. Efectivamente…..como soy madre. Use mis instintos
    maternos ……como aki dice. Darle calor vigilarla. Etc ………. hoy ,estoy feliz con mi GATA. ES UN SOL. y parece k yo soy su madre..esta siempre atenta a mi. K gratitud !😄

  • Reply RoyalCanin DGiralldo 10/10/2017 at 20:28

    Extremo cuidado con los gatitos pequeños, pero más aún cuando son huérfanos, la ayuda de la persona puede ser indispensable para que el viva y tenga excelente salud en el resto de su vida. Gracias por lo consejos, son de gran ayuda para quien está pasando por esta circunstancia.

  • Reply Paula 06/10/2017 at 9:16

    Qué bien me hubiera venido toda esta información hace 4 años. Casi no sobrevive, a pesar de ser agosto lo tuvimos que meter en la incubadora porque perdía temperatura. Pero sobrevivió y hoy forma parte de nuestra familia ;)

    Salu2. Paula

  • Escribe tu comentario (Recuerda: no es un consultorio ni se resolverán dudas veterinarias)